miércoles, 26 de junio de 2013

Me voy con vosotros para siempre de Fred Chappell

Jess vive en la granja de su familia, en Carolina del Norte, felizmente ocupado en las tareas del campo, los libros y las travesuras a las que su padre siempre acaba por invitarle. La abuela pone la comida y la disciplina, la férrea vigilancia, mamá es maestra de escuela y pasa casi todo el tiempo fuera, y papá es el compañero de juegos y trabajo que siempre ha querido tener. Cuando la granja resulta demasiado grande para ellos solos, papá contrata a Johnson Gibbs, un estupendo muchacho que no tiene problemas para adaptarse a su nuevo hogar y seguir con la tradición traviesa familiar. Y es que a veces la granja resulta un lugar demasiado tranquilo, excepto cuando la rutina se interrumpe con las excéntricas visitas de un sinfín de tíos y primos bastante peculiares; como el mujeriego tío Luden, o como el tío Gurton y su misteriosa barba, o el tío Zeno que sólo habla para contar historias, o el tío Runkin que siempre viaja con su ataúd. 


"-Yo que tú no lo haría  -dijo mi padre-. No creo en los malos presagios, pero meterte en los ataúdes no puede darte mucha suerte. No tengo ningunas ganas de morirme. Es como saber que tienes que ir al dentista.
-No creo que sea así. Para mí que no se oye nada. -Yo hacía mucho ruido cuando iba al dentista. 
-Bueno, si lo que quieres es silencio, vas a disfrutar de lo lindo cuando te mueras. El cementerio se traga los ruidos igual que el tío Runkin se traga la comida.
Sabía a qué se refería. el tío Runkin rebañaba el plato de tal manera que te sorprendía descubrir que no se había tragado también la decoración. "

Fred Chappell, novelista y poeta, escribió Me voy con vosotros para siempre como una especie de marco, de entorno, en donde encajar su tetralogía poética Midquest (1981). Pero también es el recuerdo más divertido y conmovedor de la infancia y juventud del autor en la granja de sus abuelos en Carolina del Norte. No es difícil descubrir a Chappell en la mirada del siempre inocente Jess, en la sinceridad y ternura de sus palabras. 

Me voy con vosotros para siempre es un hermoso retrato de infancia en plena naturaleza. Una historia contada con cariño y humor sobre el lado más divertido de una familia con una buena colección de pintorescos tíos, que rompen la monotonía de la vida en la granja, y hacen las delicias de tres niños (aunque dos de ellos sean adultos): Jess, Johnson y Joe Robert. La prosa de Chappell es sencilla y hermosa, tan clara como las mañanas de primavera en la granja de Carolina, y sus diálogos son precisos, delirantemente ingeniosos. Lejos de metáforas poéticas o de imágenes evocadoras, el autor se despoja de su bardo de poeta y narra con la precisión que requieren unos personajes de indiscutible protagonismo absoluto (por encima de descripciones o paisajes) durante toda la novela. El resultado es una historia llena de ternura y sonrisas que transportará al lector a las mismísimas faldas de los Apalaches.

Lector, si entras en la granja de los Sorrell te va a costar muchísimo decirles después adiós ¿Qué mejor lugar para pasar el verano que aquí?

También te gustará: Una temporada para silbar; La evolución de Calpurnia Tate; Cuatro hermanas

Si quieres hacerte con un ejemplar, haz clic en el siguiente enlace:
Me voy con vosotros para siempre

domingo, 23 de junio de 2013

Enterrado en vida de Arnold Bennett

Toda Inglaterra cae rendida a los pies del extraordinario pintor Priam Farll pues, según críticos y aficionados, nadie puede alcanzar tal perfección de pincelada, color, matiz y forma. Aunque sus cuadros se cotizan a precios astronómicos, pocos conocen el rostro del prestigioso artista porque Priam es patológicamente tímido y vive escondido tras su criado, Henry Leek. En su austera casa de Londres, recién llegados del jubiloso continente, Leek avisa a su señor de que se encuentra verdaderamente mal y tiene que guardar cama. Por primera vez en mucho tiempo, Priam tiene que enfrentarse a las tareas cotidianas del mundo sin el escudo de su sirviente y hasta hablar con el médico le produce pavor. Cuando Henry Leek fallece y el médico cree erróneamente que el muerto era su señor y Priam el criado (seguramente por culpa de una bata color pulga), el artista guarda silencio sobre el malentendido dando pie a una terrible confusión de dimensiones nacionales: para el mundo, Priam Farll ha muerto y debe ser enterrado con todos los honores. Repentinamente liberado de toda presión y fama, Priam inicia una nueva vida como Henry Leek. Feliz ante la perspectiva de su anonimato y los placeres sencillos de la vida que parecen estar por fin a su alcance, Priam Farll poco sospecha que su pequeña travesura va a tener consecuencias inesperadas.


Arnold Bennett escribió Enterrado en vida después de su obra más conocida y seria, Cuento de viejas, y siempre la consideró como su novela más delirantemente divertida. Defensor del realismo ("En primer término, una novela debería parecer verdad. Y no puede parecer verdad si los personajes no parecen reales") y crítico con las novelas sensacionalistas decimonónicas, Enterrado en vida no deja de tener ciertas características de estas últimas (confusión de identidades, esposas secretas, románticas heroicidades) como un travieso y satírico guiño al lector avisado. Sin embargo, es la extraordinaria prosa de Bennett la que consigue que cualquier lector olvide el mundo que le rodea y, sin ningún esfuerzo, se encuentre paseando por el Londres de 1908 con el singular señor Priam Farll. Bennett convierte un simple paseo por High Street, una conversación con el estanquero, o una merienda en un salón de té, en escenas tan nítidas y reales, tan coloristas, que lo cotidiano se vuelve extraordinario.

Ingeniosa y divertida, Enterrado en vida es una novela sobre una delirante confusión de identidades pero también una profunda reflexión crítica sobre la sociedad británica de la época, sus medios de comunicación e incluso su sistema de justicia. Bennett consigue crear un personaje único con el que el lector simpatiza pese a sus marcadas peculiaridades, y convertir sus inquietudes en una estupenda comedia ¿Por qué nadie deja en paz a Priam si él solo aspira a un poco de tranquilidad en su casita de Putney? El personaje de Alice y su nula capacidad de asombro, el juicio de Witt contra Parffits, o Priam en un salón de té, son algunas de las mejores perlas de esta historia imprescindible para todos los condicionales de la mejor literatura británica.

Lector, descubre al Arnold Bennett más divertido e ingenioso de la mano del encantador Priam Farll y sus aventuras londinenses. Imprescindible para este verano. 


Si quieres hacerte con un ejemplar haz clic en los siguientes enlaces:
Enterrado en vida (para Kindle)
Enterrado en vida (en papel)

Este libro llegó a mis manos gracias al divertido sorteo de El Infierno de Barbusse y a la Editorial Impedimenta. Mil gracias a ambos por ofrecerme la oportunidad de conocer al encantador Priam, ha sido una de las mejores lecturas en lo que va de año.

miércoles, 19 de junio de 2013

Lágrimas en la lluvia de Rosa Montero

En el año 2109, la tensión entre androides y humanos está alcanzando cotas críticas debido a los últimos acontecimientos: androides enloquecidos que asesinan a otras personas y luego se suicidan. Bruna Husky, ex-androide de combate y detective privada, se ve inesperadamente involucrada en los terribles acontecimientos y Myriam Chi, líder del Movimiento Radical Replicante (MRR), que ha recibido una escalofriante amenaza de muerte, le pide que se implique a fondo en la investigación. La vida de los androides está limitada a unos diez años y Bruna es dolorosamente consciente de la cuenta atrás de los suyos: cuatro años, tres meses y veintisiete días. Profundamente marcada por el dolor de su efímera existencia, harta de la injusticia social y política, airada por la discriminación entre especies y consciente de que hay algo que le impide ser como el resto de androides de combate, Bruna inicia una peligrosa investigación que pondrá al descubierto tramas de corrupción y traiciones. Un policía taciturno, un viejo archivero lleno de tristeza, un bicho con talento para la música, una violinista sin brazo, un oscuro memorista, una mística de los tatuajes... ¿Quién está mintiendo? ¿Ha llegado el fin de los días para los androides en los Estados Unidos de la Tierra?


"Yo he visto cosas que vosotros no creeríais. Atacar naves en llamas más allá de Orión. He visto rayos-C brillar en la oscuridad cerca de la Puerta de Tannhauser. Todos esos momentos se perderán en el tiempo como lágrimas en la lluvia. Es hora de morir".

Bruna se aprende de memoria el parlamento final del replicante protagonista de Blade Runner porque aprecia la belleza de su nostalgia,  "la sutil y hermosa nimiedad que el tiempo deshacía sin dejar huella". Y porque envidia esa manera fácil e inesperada de morir. Saber que una muerte lenta y espantosa te espera al cabo de cuatro años y unos meses, no tiene nada de hermoso. Esa injusta certeza, ese ansia rabiosa de más tiempo, es lo que marca a la protagonista de Lágrimas en la lluvia y dota a toda la historia de una intensidad significativa y conmovedora.

Lágrimas en la lluvia es una buena novela de ciencia ficción pero también un estupendo thriller policiaco y un ejercicio de reflexión sobre la condición humana. Rosa Montero, lejos de sus registros más convencionales, atrapa al lector con una historia futurista en una Tierra totalmente transformada pero todavía frágil a merced de ambiciosos depredadores, corruptos políticos e ideologías extremistas peligrosas. Con una protagonista inolvidable, por su extraordinaria fuerza, y una trama trepidante y bien desarrollada, la autora construye una historia que resulta adictiva de principio a fin. Escenas tan trágicamente hermosas como la soledad del clon de la osa Melba (la última osa polar que murió ahogada por agotamiento tras las consecuencias climáticas del calentamiento global) o la constatación de Bruna de la solidaridad entre los monstruos (los marginados de un sistema abusivo e injusto), entre otras, enriquecen y dan rotundidad a la trama. Además, los capítulos alternos sobre los registros del archivo central de la tierra (donde se guarda la memoria histórica de los acontecimientos terrestres) ayudan al lector a situarse de forma cómoda, clara y amena, en el mundo del año 2109, de manera que la historia no se ve lastrada por continuas explicaciones de antecedentes necesarios para contextualizarla. 

Lector, aquí tienes una historia adictiva que te atrapará entre sus páginas de principio a fin. Perfecta para los adictos a los buenos thrillers.

También te gustará: Spin; El año del diluvio; La puntuación; Los juegos del hambre

Si quieres hacerte con un ejemplar haz clic en los siguientes enlaces:
Lágrimas en la lluvia (para kindle)
Lágrimas en la lluvia (en papel)

Encontré este libro gracias a la estupenda reseña de Isi

domingo, 16 de junio de 2013

Crímenes exquisitos de Vicente Garrido y Nieves Abarca

Después del caso del Charlatán, a la brillante inspectora de policía Valentina Negro le otorgan la Cruz al Mérito Policial y la envían una temporada a descansar a Benidorm como jefa del gabinete de comunicaciones. Pero cuando el inesperado accidente de coche de sus padres la hace volver a su Coruña natal y el veterano inspector Larrosa se apresura a coger vacaciones, Valentina se queda al frente de la investigación del asesinato de Lidia Naveira, una hermosa muchacha de familia burguesa. Pese a que tiene un buen equipo de apoyo y la confianza de sus jefes, a la joven policía le preocupa no estar a la altura de las circunstancias. El asesinato de Lidia es inusual, distinto, su verdugo ha colocado el cadáver imitando con escalofriante exactitud la Ophelia de Millais. Valentina decide recurrir a la ayuda de Javier Sanjuán, un prestigioso criminalista que se gana la vida escribiendo libros y dando conferencias sobre perfiles asesinos, y cuyo trabajo ya la orientó en el caso del Charlatán. Meses antes, en la abadía de Whitby, en Inglaterra, Patricia Janz había aparecido asesinada con una cuidadosa puesta en escena: el cuerpo desangrado, decapitado y con una estaca en el corazón, exactamente como ocurría en un pasaje de Drácula de Bram Stocker ¿Qué relación guardan ambos crímenes? ¿Qué oscuro asesino está llevando a cabo sus obras de arte con tanta minuciosidad?


Vicente Garrido es criminólogo y doctor en psicología, Nieves Abarca es licenciada en Historia del Arte y tiene un postgrado en periodismo. El perfil de su asesino literario estaba destinado a ser peculiar, perturbadoramente minucioso y obsesivamente dedicado al arte, un asesino que hace de la muerte sus propias obras de arte ¿podrán detenerlo Valentina Negro y Javier Sanjuán?

Crímenes exquisitos (Ediciones Versátil) es una estupenda novela policiaca, un intenso thriller, tan impecable y eficazmente escrita que el lector se sumerge en sus casi ochocientas páginas con verdadero entusiasmo desde el principio. La clave inicial está en un narrador omnisciente que otorga poder absoluto al lector y lo convierte en parte de activa de la trama, el único capaz de ir juntando todas las piezas del puzle porque es el único con toda la información disponible: qué les sucedió exactamente a las víctimas, qué pasa por la cabeza del asesino, de los investigadores, de los testigos, etc. Una investigación trepidante, escenas de acción muy bien resueltas, unos protagonistas bien construidos, un perfil asesino inquietante, giros inesperados y tramas secundarias que se entrelazan para dar forma al tenebroso conjunto, son algunos de los puntos fuertes de esta historia envolvente y extraordinariamente bien ambientada.

La prosa de Garrido y Abarca es brillante, precisa, elegante, siempre al servicio de una trama de suspense y misterio que sorprende por su originalidad e impacta por su puesta en escena casi cinematográfica. La naturalidad de los personajes (incluidos sus diálogos), la ausencia de largas descripciones engorrosas, la credibilidad de la investigación, el interés de los escenarios o la misma solidez de la trama, dejan entrever la excelente documentación llevada a cabo por los autores y su experto conocimiento sobre el tema pese a tratarse de una obra de ficción. Y precisamente por esa meticulosidad, por esa luz de realidad que envuelve toda la historia, Crímenes exquisitos resulta todavía más escalofriante.

Lector, déjate atrapar por el encanto de la inspectora Valentina Negro y acompáñala en su investigación más escabrosa e inquietante: la caza del Artista.


Si quieres hacerte con un ejemplar haz clic en los siguientes enlaces:

¡Atención! porque Ediciones Versátil acaba de publicar un nuevo caso de la inspectora Valentina Negro y Javier Sanjuán: Martyrium.

Muchas gracias a Kayena por la organización del mes policiaco, negro y de misterio, y por el sorteo en el que conseguí estos Crímenes exquisitos.

miércoles, 12 de junio de 2013

Alice de Milena Agus

Cuando era muy pequeña, el padre de Alice se suicidó y su madre se volvió loca. Alice fue a vivir con su tía y sus primos pero siempre fue casi un espíritu invisible, una paria de la que todos huían con miedo de contagiarse de tanta desgracia. Desde que empezó a estudiar en la universidad vive sola en Cagliari, la ciudad que tiene un mar dentro, y ha encontrado una nueva familia en los vecinos de su edificio: extraña, singular, pero sorprendentemente cariñosa. Está el señor del piso de arriba, Mr. Johnson, que toca el violín, lleva los calcetines desparejados y se desanuda la servilleta justo antes de empezar a comer. Y está también la señora del piso de abajo, Anna, una optimista incorregible que no se ha dado por vencida en la búsqueda del amor pese a estar enferma del corazón. Y es entre esos dos polos, el señor de arriba y la señora de abajo, donde Alice, obsesionada con la muerte y la pérdida de sus seres queridos, encuentra su refugio, su propia versión del País de las Maravillas ¿O quizás se trate más bien del mundo al otro lado del espejo?


"—¡Ah, qué buena eres! ¡Qué bonita novela! Pero para vengarme de verdad tendrás que escribir una historia que no es verdadera, pero que podría serlo.

—Sin duda: un poco de realidad y un poco de invención. Por lo demás, ¿no es eso la vida? ¿Qué sería de nosotros sin imaginación? ¿Cómo sería posible inventar de la nada?"

Alice vive en un edificio rico en medio de un barrio pobre de Cagliari, por eso su entorno no podría ser más variopinto. En esa riqueza de diversidad, de originalidad cotidiana, la protagonista encuentra por fin personas que la aprecian, la quieren, la aman, la necesitan, la escuchan, la orientan, la sacuden y la ponen al fin, con cierta firmeza, en el camino para volver a casa. Alice decide ser escritora para poder darle un final feliz a las personas a las que ama pero también para impartir justicia y para dotar de belleza su propio mundo. Y esa es la clave de Alice, la maestría de Milena Agus para hacer extraordinario lo más cotidiano de nuestras vidas. En un mundo tan pequeño como un solo edificio, la autora recrea un universo tan lleno de luz, de ternura y de esperanza que se sale por las ventanas.

"Todo está del revés en esta novela" dice Milena Agus, y lo cierto es que ninguno de sus personajes es normal (¡qué difícil definir "normal"!) según Mrs. Johnson. Tomar chocolate en Buckingham Palace sin salir de casa, llevar una capsula de cianuro por si a un novio feísimo se le ocurre enamorarse de otra, mirar los zapatos y pensar cómo quedarían sin nosotros dentro, desear convertirse en una máquina de guerra del sexo para no perder jamás a quién amamos... Todo es plausible y lógico en el mundo de Alice, esa Amélie desengañada por el lado más terrible de la vida. Sin pelos en la lengua ni falsos pudores, con un léxico original y unas construcciones sorprendentes, Malena Agus cautiva a lector por su peculiar historia pero también por el particularísimo estilo de su escritura. Alice sorprenderá al lector a medio camino de la sonrisa más conmovedora.

Lector, disfruta sin prejuicios de esta historia cargada de humor, de ternura y de esperanza pero, sobre todo, disfruta del estilo sorprendente de Milena Agus y su capacidad de volver extraordinarios los detalles más ínfimos de lo cotidiano.

Muchas gracias a Editorial Punto de Lectura por el envío del ejemplar.


Si quieres hacerte con un ejemplar haz clic en los siguientes enlaces:
Alice

Esta reseña ha sido publicada originalmente en el blog Momentos de Silencio Compartido como colaboración en la iniciativa de Equipo de Redactores.

domingo, 9 de junio de 2013

Y entonces sucedió algo maravilloso de Sonia Laredo

Cuando a Brianda Gonzaga, una editora de éxito, la despiden del trabajo de manera fulminante, no se le ocurre otro consuelo que el de sus libros, esos compañeros que nunca la han dejado en la estacada. Pero cuando interroga a su biblioteca personal, la única respuesta que recibe es la Guía de la España mágica y sus caminos misteriosos. Así que pone sus asuntos en orden, compra un billete para Santiago de Compostela y alquila un coche con el que recorrer esas misteriosas rutas. No está segura de a dónde quiere ir pero cuando se pierde conduciendo por el Camino de Santiago en algún lugar de la costa asturiana, llega hasta Nuba, un pueblo escondido en donde su única librería, la Locus Docendi, parece tener las puertas abiertas y esperándola. Al fin y al cabo, como le dijo el gato de Ceshire a Alicia, si no sabes a dónde vas tampoco importa demasiado el camino que tomes... Siempre que llegue a alguna parte.


"—Lo maravilloso. Ya te lo dije, ¿qué es lo que hace atractivos los cuentos? La certeza de que algo maravilloso va a ocurrir."

Brianda Gonzaga quiere hacer de su vida una obra de arte y sabe que eso requiere esfuerzo y voluntad, quizás por ese motivo, cuando todo su mundo se desmorona, se empeña en seguir en movimiento. Hasta que llega a Nuba, un lugar encantado en donde todo y todos evocan involuntaria pero irremediablemente a algún personaje de cuento, un pedacito de la literatura más ancestral y mágica gravada en la memoria infantil de la protagonista, porque ¿no está hecha la literatura del mismo tejido que la vida? Y entonces sucedió algo maravilloso es la historia de la búsqueda de la felicidad de Brianda, de la creación de su mejor obra de arte, en donde la paleta luce no sólo los colores más alegres del arco iris sino también algunos ocres y oscuros. Se trata, sin duda, de una novela original y diferente, no tanto por la búsqueda de Brianda o la atmosfera de cuento de Nuba sino, sobre todo, por la manera en la que está escrita la historia y la sensibilidad de su autora para recrear personajes y situaciones.

Brianda traspasa las lindes de Nuba como Alicia en el País de las Maravillas y, al igual que Alicia, inicia su propio camino para volver a casa, para volver a encontrarse. La protagonista, que al inicio de la novela se presenta al lector como una editora sin apenas vida más allá de sus diligentes labores profesionales, va adquiriendo profundidad a cada página al mismo tiempo que comprende y, flexible como un junco, deja que la vida la colme y la transforme. Porque la clave de Y entonces sucedió algo maravilloso es Brianda, la voz narradora que consigue conectar con el lector por su conmovedora confusión inicial, por sus deseos fervientes de ser feliz, por la sinceridad de sus palabras. Pero, sobre todo, se gana la confianza y la atención del lector empedernido por su antológica memoria literaria, su intimidad con los autores y sus palabras, el pensamiento siempre de la mano de ese bagaje, ese equipaje de aprendizaje vital, que para ella han sido los libros. Aristóteles, Becket, Llull, Shakespeare, Twain, Proust, Dante, Swift, Kerouac, Ovidio... Un sinfín de autores se pasean por la memoria de Brianda dándole consuelo, sabiduría, recuerdos y esperanza.

Sonia Laredo crea un mundo de cuento, de tesoros escondidos, para su protagonista y lo descubre al lector con el ritmo paciente y curioso que imprime la misma Brianda. Con un léxico extraordinario y una prosa delicadamente precisa, la autora dota a su protagonista de una voz única, cálida, sensible y maravillosamente envolvente. Con elegancia pero sin artificio, Laredo consigue entretejer los pensamientos de su personaje con el eco de las palabras de los grandes autores de la literatura, a la vez que crea su propia historia, su propio cuento fantástico. Personajes como Lorenzo Orozco o el Alcachofo, el descubrimiento de tipos distintos de lectores que visitan la Locus Docendi y a los que Brianda les receta lecturas según sus necesidades, o la mordaz interpretación de los cuentos clásicos que hace una esporádicamente resentida protagonista, son algunos de los detalles que hacen de esta novela una historia que merece la pena disfrutar con tiempo y degustar con calma.

Lector, para hacer de la vida una obra de arte quizás te resulte útil pasar un tiempo en Nuba y pasearte por entre las estanterías de la Locus Docendi en compañía de Lorenzo Orozco. La prosa de Sonia Laredo te cautivará inevitablemente, avisado quedas.

También te gustará: Mr. Rosenblum sueña en inglés; El consuelo; La delicadeza

Felicidades a Ediciones Destino y a Momentos de Silencio Compartido por la extraordinaria organización de la primera maratón online de lectura de Y entonces sucedió algo maravilloso. Ha sido, precisamente, una lectura maravillosa de compartir. 

miércoles, 5 de junio de 2013

Gramos de papel de Juan Rescalvo Somoza

¿Qué ocurre cuando alguien rompe las reglas para salvar la vida de un amigo? Quizás el destino de Gramos de Papel ya estaba escrito o quizás fueron sus decisiones, siempre generosas, las que lo llevaron a la linde del bosque, allí donde los humanos destruyen, cortan y transforman. Esta es la historia de una hoja de papel que tuvo la suerte de formar parte de uno de los más grandes libros de la literatura y conocer mundo de la mano de sus propietarios pero también de sus compañeras. 

"Bailar con el viento, sentir su tierna caricia, abandonarse a sus caprichosos vaivenes, dejarse mecer cuando la brisa es tenue ¡Qué grandes experiencias! Sobre todo cuando tus átomos y el devenir de los acontecimientos han decidido que seas una hoja de papel."


Gramos de papel es una historia distinta y original, cuyo principal encanto reside en la peculiar prosa de su autor y en su talento para construir personajes inesperados con un punto de vista extraordinario. Juan Rescalvo Somoza se despoja de complejos y pone sinceridad en cada palabra para regalar al lector una historia especial llena de ternura y de inocencia, repleta de frases hermosas, invitaciones a librepensadores y palabras que se convierten en incitantes viajes. Tras un punto de partida sorprendente, aunque algo apresurado (al lector le encantaría demorarse en ese bosque donde todo empieza), el protagonista toma las riendas de la narración y comparte sus aventuras siempre desde su punto de vista. Acompañar a Gramos de Papel desde su origen efímero como árbol hasta sus vivencias como parte de algo tan eterno como la literatura, es todo un viaje de descubrimiento: ver el mundo y las personas a través de sus ojos.

Juan Rescalvo Somoza, con una prosa delicada, evocadora, en ocasiones casi onírica, seduce al lector con el compás sencillo pero mágico de su escritura. Sin duda, se trata de un autor que aporta originalidad y será estupendo poder seguir leyendo más de él. Aunque alguien debería decirle que a veces se descubre su secreto por entre alguno de sus párrafos: Juan Rescalvo tiene alma de poeta incluso cuando escribe prosa.

Lector, un libro curioso y diferente que disfrutarás por el cambio de perspectiva de un narrador tan inusual como una hoja de papel. 

También te gustará: Siete historias; El Principito

Si quieres hacerte con un ejemplar haz clic en el siguiente enlace:
Gramos de Papel: las aventuras de un sencillo material

domingo, 2 de junio de 2013

Suite 235 de Norah Bennett

Candela no es guapa, ni delgada, ni encantadora, ni simpática, ni soñadora, ni feliz. Candela es rotunda y sincera, inteligente, práctica y realista con su vida y lo que le rodea. Pero ¿por qué no se cree capaz de mucho más? Cuando decide tomarse unas vacaciones de su pequeña vida en un estupendo balneario, poco imagina que las aguas termales van a cambiar su rutina mucho más de lo que esperaba. Y aunque Candela vuelve a su pueblo, a su diminuta casa, a su modesto empleo, a su discreta soledad, algo en su interior va a hacerla despertar de tanta apatía acumulada. Porque la única persona que puede rescatarla de tanto gris es ella misma y el mecanismo de relojería ya se ha puesto en marcha.


Suite 235 es una historia en la que no hay cabida para la magia, la calidez, la ternura o el encanto, porque Candela, su protagonista, se enfadaría si asomase cualquiera de esos edulcorados epítetos por entre sus páginas. Suite 235, como Candela, es una historia tan teñida de realidad que siempre resulta agradablemente imprevisible y distinta.

Al principio, la prosa de Norah Bennett (y también su protagonista) es dura, fría, cerrada, casi impersonal, insensible. Hasta que Candela entra completamente sola —pocas veces un personaje ha estado tan desoladoramente solo— en un comedor lleno de gente, aferrada a un libro e insegura porque todos se vuelvan a mirarla. Y es entonces, mostrada la debilidad del personaje (su frágil humanidad), cuando la autora se relaja y empieza abrir, despacio y con paciencia, con pudor, los siete candados bajo los que guarda su sensibilidad. Cuando el lector se asome a las páginas de Suite 235 puede que le asalte una impresión: la de estar asistiendo a la apertura de un capullo de rosa, sólido y cerrado al principio, abierto, expuesto y esplendoroso hacia el final. Esa es la prosa de la autora, parca en sentimentalismos, contenida y llena de promesas. 

Lector, aquí tienes una historia tejida con los hilos de lo cotidiano, llena de aristas y dureza, porque ninguna vida es fácil, ni siquiera la de los personajes de papel.

También te gustará: La amaba; Detrás del cristal; El consuelo

Sin quieres hacerte con un ejemplar haz clic en el siguiente enlace:
Suite 235 (para kindle)